Tan sólo quería decirte…

Dedicado a  ella.

¿Recuerdas aquella tarde en la que escuchamos “First breath after coma”, acostados y soñando con la felicidad?

Observábamos las estrellas, aún con luz de día. Sonreíamos abrazados, alegres de estar vivos.

Tomados de la mano, y sin ganas de hacer algo más, nos quisimos. Igual que antes, igual que después. De forma sincera.

Hicimos nuestra a la Luna, doblegamos al Sol con nuestros deseos. Todo era nuestro. Todo es nuestro, aún ahora. Aún después.

Tantos bonitos recuerdos, tantas cosas vividas. Aromas, texturas, sabores y colores. Tú y yo.

De ti he aprendido muchas cosas, tanto buenas como malas. No soy capaz de mencionar todas, o siquiera de hacer que acudan a mi mente, sin embargo, conmigo llevo todo eso que nos ha unido con el tiempo.

A ti, tu esencia, tu olor, la suavidad de tu piel y las caricias de tu cabello. El fluir de tus manos, la frescura de tu sonrisa y el brillo de tu mirada.

De una forma u otra, estás presente todo el tiempo. Cada día, cada noche, me embebo más de ti hasta el punto máximo de la embriaguez mental.

¡Qué gusto!, ¡Qué felicidad!

Eres tú.

¿Qué tanto más nos falta?, ¿cuánto camino resta por recorrer?

Espero que mucho, porque todo es mejor cuando estás tú. Los colores son diferentes, las sensaciones son mayores.

Y todo, en combinación contigo.

Gracias, por lo que va y por lo que continúa.

Gracias.

Te quiero.

~ Alfred ~

Anuncios

2 pensamientos en “Tan sólo quería decirte…

  1. nick dice:

    super; me gusto mucho .

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s